Asesinan a una mujer y a su hija, y su otro hijo se entregó a la policía

General 27 de mayo de 2021 Por Daniel
QG4OGSJBBFDJHL2LN6UPARAMEY

Las víctimas fueron acuchilladas y estaban en la cocina de su casa, que fue incendiada intencionalmente; el joven sospechoso, de 23 años, quedó detenido y será indagado mañana

MAR DEL PLATA. - Las llamas alcanzaron algunos ambientes de la casa, pero los bomberos pudieron controlar sin mayor esfuerzo el intento de ocultar el asesinato de una mujer y su hija de 9 años. El principal sospechoso es otro de sus hijos, de 23, acusado de apuñalarlas. Fue detenido cuando se presentó en una comisaría para denunciar ambos crímenes.

El fiscal Leandro Arévalo espera resultado de las autopsias y otros peritajes para interrogar a Matías Paz, considerado único autor de las brutales muertes de su madre, Laura Sánchez, de 45 años, y su hermana menor, Zoe. La indagatoria se desarrollaría mañana.

Se desconocen los motivos que derivaron en esta tragedia que se confirmó este mediodía cuando los bomberos respondieron a un llamado por un incendio en una casa de calle Triunvirato al 800, en cercanías del puerto local.

El personal que ingresó para controlar las llamas se encontró con los dos cadáveres en una de las dependencias de la casa. Luego, en la cocina, fueron halladas algunas prendas y un cuchillo, que habría sido el arma utilizada.

Luego se conoció que Sánchez vivía allí también con su pareja y un hijo de este, y que ambos habían salido a hacer compras. En ese lapso, según la hipótesis que maneja Arévalo, se habrían cometido los femicidios y posterior incendio, que los investigadores presumen intencional y con el objetivo de ocultar ambos crímenes.

La ausencia del joven de 23 años llamó la atención y su búsqueda recién tuvo resultados dos horas después, cuando se acercó a la Comisaría 1a, ubicada en la zona céntrica. Allí aseguró que había encontrado muertas a su madre y hermana y que estas podrían haber sido atacadas en medio de un robo.

Lo que no pudo disimular fueron las manchas de sangre que tenía en algunas de sus prendas y algún corte en sus brazos, que se habría provocado en medio del ataque mortal a las dos mujeres de su grupo familiar. Si bien intentó negar su autoría, allí se habría quebrado y admitido su responsabilidad en el hecho.

Desde esa misma dependencia se dio aviso al fiscal, que ordenó la inmediata aprehensión del sospechoso y su derivación a una unidad penal, donde aguardará el momento de afrontar la indagatoria, acusado de doble femicidio.

El fiscal Arévalo espera los informes forenses que determinarán si las heridas de arma blanca que presentan las víctimas son compatibles con el cuchillo que se secuestró a pocos metros de ambos cuerpos. Y también espera verificar si los rastros de sangre hallados en esa evidencia tienen coincidencia genética con manchas hemáticas que el acusado tenía en la vestimenta que usaba en el momento de ser capturado.

 

“Se presume que el incendio fue iniciado a propósito, con la firme intención de borrar huellas de estos crímenes”, aseguró el fiscal a partir de los primeros datos logrados durante la investigación. De todas maneras, aclaró que las llamas no alcanzaron para eliminar pruebas que serían determinantes para esclarecer el caso.

Anoche, los funcionarios judiciales intentaban ahondar en la relación del grupo familiar y las situaciones previas de enfrentamiento que podrían haber derivado en este desenlace fatal. A tal efecto se pidieron testimonios de la pareja de Paz, el hijo de este y también algunos vecinos, en este último caso para confirmar si escucharon pedidos de ayuda de las víctimas en el horario en que se cometieron los asesinatos.

Fuentes judiciales confirmaron que Paz tenía antecedentes por distintos delitos, incluso algunas denuncias por violencia de género, pero ninguna de ellas contra su madre o su hermana. Además tenía causas por encubrimiento y tenencia ilegal de arma

la nación 

Te puede interesar