El gobierno misionero adherirá a las medidas que anunciará el Presidente de la Nación, Alberto Fernández para tratar de contener el aumento de casos de coronavirus en todo el país y por eso se restringiría el tránsito de personas en las calles de todas las provincias entre las 23 horas y las 6 de la mañana.

Quedarán exceptuados de esa limitación de circulación nocturna, los trabajadores esenciales  como por ejemplo los miembros de las fuerzas de seguridad, los profesionales de la salud y todos los operarios de servicios públicos que por algún motivo necesiten transitar por las calles   con la acreditación de su condición de esencial.

Esta medida de limitar el traslado de personas comenzará a tener vigencia en Misiones y en todo el país a partir del anuncio que realizaría mañana el  Presidente de la Nación, Alberto Fernandez.  Es posible que la medida entre en vigencia el siguiente sábado para tratar de disminuir a partir del próximo fin de semana, toda movilización de personas en horario nocturno, sobre todo aquellas que participan de juntadas o fiestas clandestinas que son desde el punto de vista del gobierno nacional una de las causales principales en el aumento sostenido de casos de coronavirus.

Fuentes oficiales del gobierno misionero explicaron a EL TERRITORIO que la provincia viene experimentando un aumento de casos positivos de Covid19 desde el feriado largo del 8 de diciembre y a pesar de que todas las actividades permitidas cuentan con protocolos de seguridad, se nota que hay un relajamiento generalizado de la población que no los está cumpliendo.

En ese sentido explicaron que Misiones se sumará a lo que disponga el gobierno nacional para evitar que los casos se sigan propagando y al mismo tiempo buscará hacer más efectivo el cumplimiento de todos los protocolos sanitarios. La idea que comparten  tanto la jurisdicción nacional como la provincial es tratar de lograr un delicado equilibrio para no arruinar las vacaciones de verano en los destinos turísticos, tanto para veraneantes como para prestadores de servicios turísticos, pero endurecer las medidas tendientes a evitar fiestas nocturnas.

Lo que se viene 

Ayer al mediodía el Presidente de la Nación, Alberto Fernández, mantuvo una reunión con los gobernadores de todas las provincias argentinas para comunicar la idea del gobierno nacional de tomar una serie de medidas que ayuden a frenar la crecida de casos positivos de Covid19 que se está dando en todo el país.

Entre esas medidas figura esta especie de toque sanitario o “restricción sanitaria nocturna de circulación” como la llaman en la Casa Rosada, que ya se aplica en las provincias de Chaco. Formosa, Santiago del Estero, La Pampa y algunos municipios de la provincia de Buenos Aires. La idea es hacer extensiva la medida en todo el país dejando a los gobernadores la posibilidad de regular en sus territorios las cuestiones más finas. Por ejemplo, algunas provincias podrían aplicar esta medida solamente en algunos municipios. 

En el caso de Misiones la idea sería aplicar la limitación de circulación nocturna en toda la provincia sin excepciones. De hecho es una realidad que ya se está dando en algunos municipios cuyos intendentes tomaron la decisión ante el aumento de casos en sus jurisdicciones.

Otras de las medidas que anunciaría mañana el Presidente Fernández es la de acotar los viajes al extranjero, sugerir que todas las provincias soliciten un test negativo de Coronavirus para ingresar a sus territorios, limitar a un máximo de  10 personas el número permitido para las reuniones sociales y disponer que el transporte público de pasajeros vuelva a estar disponible solamente para los trabajadores esenciales.

Estas medidas en el caso de Misiones significarán  reducir a la mitad la cantidad máxima de personas en reuniones sociales. Ahora es de 20 individuos y se bajaría a 10. En cuanto al pedido de test negativo para ingresar no generará ningún cambio porque es una medida que ya rige en todos los accesos a la tierra colorada. Con respecto a la limitación solamente para trabajadores esenciales del servicio de transporte público de pasajeros dentro de la provincia, es una medida que se está evaluando en el seno del gobierno provincial.

Ayer todos los gobernadores apoyaron la propuesta que les adelantó el Presidente de la Nación. “Hubo un consenso general de todos los gobernadores de que algo hay que hacer, porque lo peor que nos puede pasar es dejar que sigan aumentando los contagios sin tomar ninguna decisión” confió a este Diario una fuente de Casa Rosada. 

por Daniela Cortés

el territorio