Oberá: El transporte interurbano no es redituable y las empresas comenzaron a reducir frecuencias

El regreso del transporte interurbano en la zona Centro de la provincia fue esperanzador tanto para los propietarios de las pequeñas empresas como para los usuarios, pero menos de un mes después la mayoría analiza reducir frecuencias por falta de pasajeros que, a nivel económico, se traduce en pérdidas.

Esta situación fue expuesta en los últimos días por varios empresarios a funcionarios de la Subsecretaría de Transporte de Misiones, con la intención de gestionar algún respaldo que les permita mantener todos los servicios.

Se dejó en evidencia que casi todas las empresas trabajan a pérdida y en consecuencia, una de los que ya redujo horarios es Brilla SRL, que conecta diariamente las localidades de Campo Viera y Oberá.

Dicha empresa fue una de las primeras en poner en la calle los colectivos, después de un párate de casi siete meses y es la que primero decidió suspender frecuencias: El de las 8 de la mañana que sale de Oberá hacia Campo Viera, el de las 8:45 de Campo Viera hacia Oberá, cómo también el servicio de las 14 de Oberá hacia Campo Viera y el de 14:45 desde Campo Viera hacia Oberá.

“Estamos definiendo si continuamos”, reconoció el propietario, Norberto Kubski, en un medio de comunicación de la Capital Nacional del Té y argumentó que “estamos trabajando a pérdida porque no llegamos a cubrir los gastos que tenemos en cuánto al recorrido que hacemos debido a las pocas personas que viajan. Hace casi un mes restablecimos el servicio y no sacamos ni para el combustible”.

“Dependiendo el horario no se llega a 30 pasajeros, a veces 10, 3 o 4 personas viajan” graficó.

El Territorio pudo averiguar que las demás empresas que prestan el servicio interurbano en el departamento Oberá están pasando por la misma situación, por lo que en los próximos días también podrían reducir frecuencias.

Más allá de la línea Campo Viera, a la terminal de ómnibus de Oberá arriban colectivos desde Panambí, Los Helechos, Campo Ramón, Villa Bonita, Colonia Acaraguá, General Alvear, Alberdi, San Martín de Tours, Mártires, Santo Domingo Savio y otras colonias.

Tienen prohibido parar para el ascenso o descenso en otros puntos -cómodos para los pasajeros- que no sea la terminal de ómnibus, donde se hacen los controles de cada uno de los viajantes y toman sus datos personales y de contacto.

Eso, dicen, sería uno de los motivos que frena el flujo debido a que la terminal está alejada del centro donde está ubicada la zona administrativa y la mayoría de las personas llega a la ciudad para hacer trámites en los organismos públicos, compras o para asistir a turnos médicos, tanto en el hospital público como en sanatorios privados.

El Territorio

Por: Cristian Valdez

Foto: Cristian Valdez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *