Jujuy: Médicos misioneros “La ocupación de camas llegó casi al 100%”

Gastón Gómez Cuba y Roberto Velázquez estuvieron 10 días asistiendo al equipo médico en centros de salud que estuvieron al borde del colapso por la cantidad de pacientes críticos con COVID-19

Desde Misiones, los médicos terapistas de Eldorado Gastón Gómez Cuba y Roberto Velázquez viajaron hasta Jujuy como parte del plan de contingencia para frenar el avance del coronavirus en esa provincia.

Durante los 10 días de estadía se encontraron con un panorama crítico a nivel sanitario, con una ocupación casi total de camas en UTI. De regreso en la tierra colorada, esperan cumplir los días de aislamiento para volver a sus puestos y aplicar su experiencia en la primera línea en un contexto al borde del colapso sanitario.

PRIMERA EDICIÓN habló con uno de estos especialistas, Roberto Velázquez, jefe de terapia intensiva del Hospital SAMIC de Eldorado, quien contó que “estuvimos los 10 días trabajando en el Hospital San Roque de San Salvador de Jujuy. Ese hospital fue reacondicionado a nuevo para tratar las patologías de los pacientes con coronavirus”.

“Contaban con unas 100 camas, donde unas 60 eran de terapia intensiva, las otras eran de terapia intermedia para aquellos que se recuperaban o para quienes no estaban tan graves. Durante los 10 días la ocupación de camas, al menos en terapia intensiva, llegó casi al 100% con pacientes críticos. Sucede que ese hospital es un centro de derivación de pacientes que llegan del interior de la provincia”.

Por otra parte, remarcó que “cada paciente tratado tenía un tratamiento prolongado y una ocupación de cama que iba de 15 a 20 días. Con tantos días de internación, sabías que esa cama en terapia no estaría desocupada por un buen tiempo”.

Sobre situaciones extremas, añadió que “durante mi guardia al menos no tuve pacientes fallecidos. Sí tuve la posibilidad de ver pacientes que se recuperaban de una internación prolongada de unos 20 días en internación. En otros sectores hubo fallecimientos”.

En cuanto a la cantidad de pacientes internados, Velázquez recordó además que “durante las guardias incluso desde otros lugares consultaban si había disponibilidad de camas, porque habían hospitales de campaña o de menor complejidad que todos los días intentaban derivar pacientes que se complicaban. Era una situación complicada y te hacía suponer que afuera de ese hospital la cosa no mejoraba para el sistema sanitario”.

 

Las consecuencias del virus en el sistema sanitario

En comparación con el panorama de Misiones, precisó que “como médico de terapia intensiva, en Eldorado sólo tuvimos dos casos en internación que no necesitaron respiración mecánica. Así que al llegar allá y entrar en un lugar con 18 camas para verlas todas ocupadas con los pacientes con respiradores te daba una sensación de preocupación”.

“Tener tantos pacientes con la misma patología en una misma sala te hace ver que realmente el virus está y ante un descuido produce estragos en la situación sanitaria”, reflexionó.

Respecto a la llegada de profesionales de todo el país, explicó que “estuve con colegas de Córdoba y Buenos Aires, pero no solamente eran médicos sino también había kinesiólogos y enfermeros que llegaron a Jujuy para asistir a los pacientes. En la provincia, no podían implementar más camas con respiradores en terapia porque lo complicado estaba en la falta de recurso humano”.

Acerca del equipo médico, Roberto Velázquez señaló que “había personal que estaban de baja por contagios o sospechas y otros que recién estaban reintegrándose a la guardia. Cuando llegamos, el coordinador general de terapia estaba reintegrándose luego de estar 15 días en aislamiento y recibir el tratamiento. Este médico contó que llegó a estar 36 horas de guardia por no tener reemplazo“.

“Así que fuimos recibidos muy bien por la gente de Jujuy, los colegas, los enfermeros y todo el equipo sanitario porque al fin, gracias a la ayuda externa, podían tener un día de franco y estar en sus hogares”.

 

El traslado a Misiones

En materia de protocolo sanitario, aclaró que “en Jujuy, al cumplirse los 10 días pactados se nos practicó un hisopado que dio negativo para coronavirus. Cuando nos dieron el resultado viajamos hasta la provincia donde ingresamos siguiendo los protocolos. El personal de Jujuy nos trajo hasta El Arco y ahí fuimos en ambulancia hasta Eldorado“.

En la ciudad cada uno está en su domicilio en aislamiento y en unos 10 días volverán a hisoparme y con el resultado negativo podremos volver a trabajar. Como experiencia profesional es muy bueno todo lo vivido para implementar en Misiones”, cerró.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *